Lucis Trust / Actividades de... / e-folletos / La Energía de Buena Voluntad  

La Energía de Buena Voluntad

INDICE DE MATERIAS

LA ENERGÍA DE BUENA VOLUNTAD
- La Necesidad de Buena Voluntad
- El Papel de la Mente

PLATAFORMA DE HOMBRES Y MUJERES DE BUENA VOLUNTAD

LA CIENCIA DE LAS RELACIONES

PROGRAMA DE ACCIÓN
- Preparación Personal
- La Vida de Servicio
- El Liderazgo de la Buena Voluntad

LA ENERGÍA DE BUENA VOLUNTAD

Estamos viviendo en uno de los períodos de mayor transición de toda la experiencia humana. Esta transición es tan general que involucra cambios en cada esfera de los asuntos y pensamientos humanos y está produciendo modificaciones fundamentales en las actitudes de la gente hacia la vida misma. Estamos cambiando no sólo el mundo físico, sino que lentamente estamos transmutando y alterando la cualidad de nuestros deseos y alterando profundamente nuestras ideas sobre la ciencia, la educación, la religión y el gobierno así como nuestras normas de mejora social y de seguridad.

Cada período de transición acarrea inevitablemente forcejeo y dificultad, pero también trae una gran oportunidad. Y dado que la transición hoy en día afecta a la familia humana entera en cada parte del mundo, es básicamente el día de la oportunidad para cada uno de nosotros. Sufrir y pasar dificultades es universal pero el progreso humano y el logro se hace a lo largo de cada línea.

El registro de la historia humana está repleto de codicia y agresión, de egoísmo y ambición, y ninguna raza, nación o grupo está exento de esta acusación. Hoy, como la humanidad se acerca a la madurez, el conflicto entre los valores egoístas por una parte, actitudes y estilos de vida que engendran odio, diferencias y separación, y el camino mejor de la buena voluntad y la comprensión, la cooperación y el reparto por la otra, se agudiza. El forcejeo es largo y duro, y el final todavía no está a la vista. Pero hay muchas indicaciones poderosas de que el bien triunfará.

La Necesidad de Buena Voluntad

Hay muchas cualidades y energías diferentes que hoy impactan en la conciencia humana , produciendo efectos tanto constructivos como destructivos. Lo más necesario, si queremos pasar con seguridad a la nueva era, es la energía de la buena voluntad. Los planes mejor trazados fallan si a aquellos que los llevan a cabo les falta la buena voluntad hacia los demás. Sin la buena voluntad, las conferencias están vacías de cualquier resultado real y duradero. La existencia de un espíritu de buena voluntad es un requisito previo esencial para una solución creativa de los muchos problemas de la humanidad. La buena voluntad es la plataforma común en la que todas las razas y credos pueden encontrarse.

La esperanza se encuentra en el hecho de que la buena voluntad está más extendida a lo largo del mundo de lo que se reconoce. El espíritu de buena voluntad está presente en millones de personas, y evoca un sentido de responsabilidad. Los hombres y las mujeres de buena voluntad percibirán esta nueva responsabilidad mundial y tratarán de cumplir su parte. Cada vez más piensan en términos de la totalidad y su influencia está creciendo como una fuerza positiva para el bien. En esta creciente buena voluntad está basada firmemente la esperanza del mundo. Se encuentra en el número de miembros de cada grupo que existe para la mejora del mundo. Constituye un poder sin usar que nunca ha sido todavía organizado como una fuerza mundial.

Ojalá que los hombres y las mujeres de buena voluntad en el mundo capten su oportunidad actual, que deben profundizar su comprensión de esta energía que poseen, y comprendan más claramente cómo puede aplicarse en términos prácticos en el mundo moderno.

Significado de la Buena Voluntad

La buena voluntad es el primer intento de la humanidad para expresar el amor de Dios; la buena voluntad es la expresión más baja del verdadero amor y se entiende más fácilmente. Es hora de que las personas, temporalmente por lo menos, deben dejar de hablar sobre el amor, sobre amar al prójimo, y sobre el uso del amor para resolver los problemas, y hablen en cambio a un nivel más bajo y más práctico de la buena voluntad. Para muchos el uso del palabra amor en cuestiones de relaciones grupales y nacionales no tiene sentido. Pero la buena voluntad todavía guarda significado y puede ser entendida por todos. La buena voluntad es tanto una actitud como una energía armonizadora. La buena voluntad es amor en acción.

Es interesante observar que el significado de "buena voluntad", desde el ángulo de una definición actual del diccionario, y tal como es usada hoy por los hombres y mujeres de buena voluntad, nunca se ha definido claramente. El diccionario Webster da la definición siguiente:

"Buena intención o buena disposición; benevolencia.
Alegre acogida; cordialidad; prontitud.

Ley: Favor o ventaja en el modo de costumbre que ha adquirido un negocio más allá del mero valor de lo que vende".

El énfasis está en el significado más superficial tanto emocional y sentimental como comercial y materialista. Sin embargo, de hecho, la buena voluntad es una expresión de "la voluntad para lo que es bueno y debe ser". Esto ya no puede ser malinterpretado como una bondad sentimental o negativa, sino como una fuerza práctica y dinámica para la acción constructiva, capaz de rehacer el mundo.

El Papel de la Mente

La buena voluntad está sin dirección si no es controlada por el pensamiento. La mente es la que proporciona esta dirección y ayuda al individuo a diferenciar entre lo correcto y lo erróneo, a escoger entre lo que es bueno y lo que es malo, y a dirigir la energía hacia los cauces deseados.

En realidad la energía sigue al pensamiento. Esto es verdad en lo que se refiere a la energía de buena voluntad, generalmente considerada como un impulso esencialmente emocional y compasivo, como lo es en cualquier otro tipo de energía. La mente es mejor portador de la potencia de la buena voluntad, y del amor divino, que las emociones. Hasta haberlo experimentado esto es difícil de creer, comparado con sentir; pensar le parece más bien frío a la mayoría de las personas. Sin embargo es imposible escapar de los espejismos y prejuicios personales hasta que pasemos del vivir emocional al nivel más impersonal de la mente.

Si la buena voluntad es con mucho una expresión del verdadero amor que la humanidad puede expresar en su fase actual de evolución, su uso bajo la dirección mental puede tener una tremenda potencia en cada plano de la experiencia y la actividad humana.

"Como un hombre piensa en su corazón, así es él", es otra manera de expresar la verdad de que la "energía sigue al pensamiento". Los cambios permanentes en la conciencia individual raramente ocurren de la noche a la mañana. Son una cuestión de crecimiento y la continuación de un plan con un intento mental estable. De hecho, el poder del pensamiento es el mayor poder que tenemos hoy en el mundo para transformar a los individuos y a la humanidad, para la creación y el desarrollo de la buena voluntad, y eventualmente la capacidad de expresar el verdadero amor. No es por casualidad que se ha definido el amor como "razón pura".