Lucis Trust / Actividades de... / Red Mundial / Unidades de Servicio  

Unidades de Servicio

Un grupo de personas de buena voluntad, unificando sus esfuerzos y guiados por un propósito común, puede tener un efecto en su entorno fuera de toda proporción con respecto a su fuerza numérica.

Propósito

Formación

Actividades

Futuro

Propósito

Una unidad de servicio está compuesta de personas que comparten una visión común, y reconocen su responsabilidad en lograr un futuro basado en valores y principios espirituales. Al armonizar sus esfuerzos, combinan su comprensión y su actividad en un definido grupo de servicio a la humanidad.

El servicio práctico, efectivo de los grupos es el factor más importante en el esfuerzo humano para crear una civilización nueva y más justa. Hoy en día, el número de grupos activos y de organizaciones no-gubernamentales está floreciendo. Su presencia, y la esfera de acción de su trabajo están firmemente establecidas en la conciencia humana a través de los medios de comunicación y de Internet.

Muchos de estos grupos externos tienen una conexión interna con el nuevo grupo de servidores del mundo, una red subjetiva de personas de buena voluntad que trabajan en cada rama del esfuerzo humano y que comparten una visión común de unidad, interrelaciones e inter-dependencia entre las naciones y los pueblos.

Las unidades de servicio se han extraído del nuevo grupo de servidores del mundo y están desarrollando nuevas modalidades de servicio por su grado de respuesta a las necesidades espirituales de la época, aprendiendo en el proceso las difíciles lecciones de la actividad grupal desinteresada. Estos grupos están enfrentando la necesidad mundial a través de la iniciativa local demostrando la famosa máxima “Pensar globalmente, actuar localmente”. Si se tiene cuidado en lo esencial del servicio –el contacto con el alma--, entonces el servicio prestado fluirá espontáneamente y eficazmente a lo largo de líneas correctas. Quizá la capacidad de enfrentar las necesidades espirituales de las comunidades en las que trabajan, constituye la mayor contribución que las unidades de servicio hacen a la era emergente.

Formación

No hay prisa, no hay premura. Y, sin embargo, no hay tiempo que perder.

El servicio comienza donde estamos, y la formación de una unidad de servicio es un proceso orgánico. Cuando una persona está inspirada por la visión del servicio desinteresado al Todo, entonces la semilla de una unidad de servicio echa raíces. Con el tiempo, cuando la visión de servicio se hace más profunda, el nuevo servidor estará inclinado naturalmente a compartirla con otros, y puede comenzar a surgir un grupo.* Cuando otros son atraídos magnéticamente, la capacidad para el servicio útil se expande, con cada miembro que contribuye con cualidades dinámicas a la vida del grupo. Con uno o más servidores totalmente entregados en el corazón del grupo, su estabilidad y crecimiento están asegurados. De comienzos reducidos y lentos, el crecimiento cuidadoso de este núcleo ayuda a anclar la visión y el trabajo grupal.

La clave del éxito se encuentra en la unidad de propósito, que fluye de la dedicación a servir a la humanidad y del espíritu de colaboración, el amor grupal y la conciencia grupal. Cuando este enfoque interno está presente, todas las divisiones y las fricciones de la personalidad pueden ser dejadas a un lado. Una de las maneras más eficaces de crear y mantener este enfoque es a través de la meditación grupal.

* Buena Voluntad Mundial y Triángulos siempre están complacidos en ofrecer recomendaciones sobre cómo formar grupos. Y podemos ponerle en contacto con un grupo en su área.

Actividades

Cada unidad de servicio es un organismo vivo y un punto focal dinámico de energía espiritual en el trabajo mundial. La red subjetiva de todas las unidades de servicio está anclando la cultura del alma, y profundizando así el alineamiento interno entre los reinos espirituales y la familia humana.

Cada unidad de servicio actúa por propia iniciativa, y hay una serie de posibilidades a considerar y de formas en las que usted puede ayudar, como trabajar con Triángulos y Buena Voluntad Mundial; un grupo de meditación y visualización; un grupo de estudio; la distribución de literatura electrónicamente, o a través del correo; y organizando actos que se centren en la expresión de relaciones humanas justas, y que promuevan la buena voluntad.

Triángulos: utiliza el poder del pensamiento y la oración para invocar luz y buena voluntad para toda la humanidad. El trabajo es realizado por unidades de tres personas vinculadas en una red global.

Las sedes centrales proporcionan literatura para distribuir a fin de alentar a las personas de buena voluntad a formar triángulos de luz y de amor. Además, las personas pueden formar triángulos mediante el Tablón de Anuncios de la web, en: www.lucistrust.org/es/service_activities/triangles/online

Buena Voluntad Mundial: establece relaciones Justas mediante la aplicación práctica de los principios de buena voluntad. Su trabajo es principalmente educativo y se lleva a cabo a través de sus numerosas publicaciones, que están disponibles para distribuir. Su página principal es: www.worldgoodwill.org

Las formas de cooperar incluyen:

  • presentar los principios, publicaciones y programas de estas dos iniciativas de servicio a nivel local.
  • dar a conocer los tres Festivales Espirituales de Pascua, Wesak, y el Festival de Buena Voluntad. El Festival de Buena Voluntad se celebra también en todo el mundo como Día Mundial de Invocación, un día mundial de plegaria, meditación e invocación.
  • formar triángulos de luz y buena voluntad.
  • distribuir la Gran Invocación, una plegaria mundial.
  • formar grupos de estudio sobre los problemas de la humanidad, con el fin de generar una forma mental de solución. Buena Voluntad Mundial proporciona un curso de estudio amplio y actualizado, que consiste en siete cuadernos de estudio, que están disponibles para descargar desde nuestro sitio web o por correo desde las sedes.
  • informar al público de los principios y programas de las Naciones Unidas, un importante punto focal externo de la energía de buena voluntad.

Por medio de estos proyectos los grupos ayudan a liberar una influencia positiva en la conciencia de sus comunidades y en el resto del mundo a través de la energía de buena voluntad.

Además, muchos grupos de servicio encuentran que reunirse en una meditación grupal con una base regular, centrada en la buena voluntad y el servicio, es importante para la fuerza interna y la unidad del grupo. Al trabajar con energías espirituales y relacionarse con ellas a diario, la vida física de estos grupos puede ayudar a condicionar la atmósfera subjetiva del planeta y a crear un clima de cambio constructivo en el mundo y en sus comunidades. Algunas de las técnicas de meditación grupal promovidas por Buena Voluntad Mundial son:

  • El Grupo de Meditación de Buena Voluntad: El propósito de este trabajo de meditación es fortalecer e incrementar la buena voluntad, una energía poderosa y creativa, que puede ayudar a la humanidad a resolver los problemas urgentes a los que se enfrenta.
  • Los Doce Festivales Espirituales: El momento de la luna llena es un periodo en el que las energías espirituales están disponibles excepcionalmente y facilitan una relación más estrecha entre la humanidad y la Jerarquía espiritual. Las energías con las que establecemos contacto en estos doce festivales espirituales pueden liberarse en la tierra en el momento de la luna nueva, que es una oportunidad para centrarse en cómo puede manifestarse el Plan, y en las múltiples maneras en las que el “poder de la Vida una” y el “amor del alma una” están trabajando a través de los servidores del mundo.
  • El Ciclo de Conferencias: Una iniciativa de visualización que utiliza el poder del pensamiento esclarecido para ayudar a crear un clima mental positivo para las conferencias que tienen lugar sobre problemas mundiales específicos.

Es importante reconocer el papel de las unidades de servicio como puntos focales para el flujo de energía espiritual y creatividad. La relación con las sedes centrales es de cooperación y alineamiento interno. Estaremos encantados de enviar más información y ayudar en todo lo que podamos.

Futuro

Una de las mayores necesidades del mundo es relacionar un grupo con otro en una red mundial de luz y buena voluntad. Cuando los grupos reconozcan sus relaciones entre sí, finalmente se mezclarán y se fusionarán en un gran movimiento de buena voluntad, que es una expresión tangible del espíritu.Hoy vemos este movimiento surgiendo espontáneamente alrededor del mundo, una espontaneidad caracterizada por una falta de control central. No se necesita una super.organización tratando de dirigir e imponer la unidad.Lo que se necesita es una multiplicidad de organismos vivos unidos libremente por la colaboración, una constante comunicación y una identidad de objetivo y propósito.

Las unidades de servicio son una parte vital, viva de esta red de luz y buena voluntad. Por medio de su dedicación desinteresada al servicio de la humanidad, son realmente precursoras de la nueva era.

Para más información sobre grupos activos:
www.lucistrust.org/es/service_activities/worldwide_network

No se trata tanto del servicio externo activo de un grupo de discípulos, que es de gran importancia (aunque tiene necesariamente un propósito vital), como del pensamiento grupal coherente, integrado, lo que es tan potente para efectuar cambios en la conciencia humana.